Virginia María Piñeiro: “Me encanta vivir sin temor…”.




Conocer a esta cubana, portadora de los mejores adjetivos para definir la belleza, la amistad y el amor, es un privilegio que se goza a to’ meter.
Por Eso Me Fui De Cuba tiene el placer de entrevistar a Virginia María Piñeiro, una mujer que, digo yo, huele como el café colado con tetera, que contagia por su optimismo, por un amor a Cuba que le sale a borbotones y por querer una Patria libre más allá de ideologías trasnochadas, de rencores enquistados, de intereses oportunistas y de “empecinamientos” del alma.

1.-Por Eso Me Fui De Cuba: ¿Quién es Virginia María Piñeiro?

Virginia María Piñeiro: Virginia María Piñeiro es una cubana más que tiene una familia y amigos fabulosos. Que la vida la ha hecho transitar entre espinas y rosas, entre la oscuridad y la luz, entre amores y desamores y que hoy se encuentra donde siempre quiso estar.
Agradecida a Dios por todo lo que existe sobre la faz de la Tierra y con deseos de matizar los años que me restan con sueños y esperanzas, en compartir y en entregar.

2.-Por Eso Me Fui De Cuba: ¿Por qué te fuiste de Cuba?

Virginia María Piñeiro: Me fui de Cuba porque me gusta tocar la libertad con mi respirar, con mi pensamiento, con mi cada día. Porque Dios me dio la posibilidad de no convertirme en cómplice de una dictadura totalitaria, nefasta y por demás injerencista.
Vivir asfixiada no fue una opción permanente para mí, sólo circunstancial.

3.-Por Eso Me Fui De Cuba: Por tus experiencias: ¿Te consideras exilio, destierro o emigración?

Virginia María Piñeiro: Me considero una exiliada y vivo segura de que escogí el camino adecuado.
Ello nunca significará una separación de mi país, de mis ancestros y de mis raíces.
Como a muchos me tocó tomar la decisión de abandonar Cuba ante la imposibilidad de continuar viviendo bajo el régimen impuesto en la Isla.
Somos víctimas de ese holocausto migratorio ante el cual tendrá que responder algún día la dictadura de los Castro.
La verdad siempre estuvo rondando mi quehacer diario… y sentía que se alejaba cada segundo… Quise alcanzarla desde otras dimensiones y aquí estoy, caminando de la mano de esa realidad cubana que desean OCULTAR, y desechando a quienes se visten de traidores contra el pueblo y en defensa de la dinastía Castro.

4.- Por Eso Me Fui De Cuba: ¿Cómo definirías al exilio cubano?

Virginia María Piñeiro: El exilio nos dio la posibilidad de sentir cuánto representa nuestra Patria…. de todo lo que anhelamos y somos capaces de entregar. No todo ha sido gratificante, se han unido lágrimas y suspiros, alegrías e intercambios, pero hemos aprendido a conocernos y a valorar esos países y personas que nos abrigan. Desde lejos, allá en la Isla, al principio, pudo significar sólo tristeza, separación… Pero la vida nos permitió darle una lección a la dictadura, y hoy y siempre los exiliados les demostramos al mundo que somos LIBRES y seguimos siendo CUBANOS.

5.- Por Eso Me Fui De Cuba: Es evidente tu posición crítica contra la dictadura de los Castro: ¿Por qué has decidido asumir esa actitud de denuncia?

Virginia María Piñeiro: Todo cubano que sienta por su Patria, que viva el martirio de la opresión debe erigirse bandera de denuncia. No nos corresponde esperar por otros y mucho menos dejar el tiempo transcurrir entre la manipulación y la impotencia; entre el desastre y la ignominia.

6.-Por Eso Me Fui De Cuba: Indiscutiblemente tus publicaciones en las redes sociales tienen un impacto muy importante en la opinión de muchas personas incluyendo a quienes defienden el castrismo: ¿Sientes algún temor?

Virginia María Piñeiro: Disfruto cuando opinan acerca de lo que escribo para bien o para mal… Me satisface expresar lo que siento y entregarme con pasión y desenfado a lo que hago con total desnudez y franqueza.
Lo que realmente me duele es no saber transmitir con la belleza y el color que hacen otros, con la fragancia y la espontaneidad que les caracteriza.
El temor o el miedo es inherente a los humanos en determinados instantes, obviarlo o aprender a sobrevivir con él puede resultar una opción.
En mi caso, muchos años sentí miedo y llegué a pensar que era parte de mi cuerpo… Ya NO, me encanta vivir sin temor.
Frente a los castristas de la Isla percibo que jamás los acompañará la VERDAD, renunciaron a ella cuando se aliaron a la tiranía.
Los comunistas que viven del Capitalismo resultan muy despreciables. Debían retornar a la Isla para en aquel cementerio de calamidades acomoden sus pesadillas.

7.- Por Eso Me Fui De Cuba: Muchos pedimos a gritos la unidad de todos los cubanos como única forma de vencer al castrismo: ¿Crees que esa unión es posible?

Virginia María Piñeiro: Muchos factores pueden atentar contra la posibilidad de una unión entre los cubanos: y la fundamental es acogerse a la idea de que NO es posible. Cuando partimos de esa tesis todo puede obstruir el camino, el miedo, los protagónicos, las diferencias en cuanto a las formas, y la peor abandonarnos a la receta de que no hay perspectivas. Recordar a aquellos que han dejado su sangre en los patíbulos, en las cárceles, en el mar, puede inspirarnos a cerrar filas por la UNIDAD. Hombres como Varela, Martí… nos dan las pautas. Seguir sus enseñanzas nos abre el camino de la UNIDAD, nos conduce al sueño más hermoso que podemos abrazar: LA LIBERTAD DE CUBA…

8.-Por Eso Me Fui De Cuba: ¿Extrañas a Cuba?

Virginia María Piñeiro: Extraño a mi familia, a los que estuvieron junto a mi muchos años, a mi Huesi…Y si con esta experiencia que tengo ahora volviera a nacer, antes y desde el vientre de mi Madre, reclamaría este espacio que tengo hoy…

Por Eso Me Fui De Cuba: Muchas gracias Virginia María Piñeiro, un verdadero gustazo tenerte como amiga, como cómplice, como guía y como mi mayor crítico, por eso nunca me canso de preguntarte: ¿Estás ahí?




Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Comments

Tus Comentarios

1 comentario en “Virginia María Piñeiro: “Me encanta vivir sin temor…”.

  1. Un día me detuve en un comentario de Ricardo Santiago, y ya no pude separarme de este muro “Por que me fui de Cuba”
    Me fascinó por sus matices, desenfado, cubania, espontaneidad y peculiar forma de expresar sus sentimientos… y ya más nunca he dejado de acercarme a su decir.
    Facebook me dio la oportunidad hermosa de conocer a Ricardo Santiago, de valorar ese hombre que se entrega, que siente lo que escribe y sobre todo que nunca se alejará de Cuba, porque su amor por la Patria es superior a cualquier distancia.
    Sus denuncias revelan el acontecer, la realidad de la Isla y junto a él seguiré cada día su caminar, con particular satisfacción.
    Gracias Ricardo Santiago, y te digo como siempre… Vale, aquí estoy.

Deja un comentario